Escuchar

 

El verano es una época del año que invita a pasar más tiempo fuera de casa. En este período llevamos a cabo actividades deportivas, vamos a la playa o a la piscina y disfrutamos de los nuestros al aire libre.

Todo esto, sumado a las altas temperaturas que se dan en el período estival, hace necesario que tengamos en cuenta una serie de recomendaciones para disfrutar de todo lo que nos ofrece esta estación sin exponernos a posibles situaciones de riesgo.
 


Llegan las vacaciones y con ellas las ganas de disfrutar del buen tiempo, pero para eso tenemos que ser precavidos. En las playas, en los ríos o en las piscinas hay que cumplir con la capacidad permitida y con lo que nos indiquen las autoridades. Además, recuerda continuar con las medidas de higiene y tener mucho cuidado en el agua, sobre todo, si no sabes nadar

En esta época del año es muy importante prever los efectos del calor en la salud, sobre todo las personas mayores, los niños o aquellos que padezcan alguna enfermedad crónica. Para eso, ten en cuenta que es muy importante protegerse del sol, tanto los ojos, como la cabeza o la piel. Recuerda que hidratarse y no abusar de estar mucho tiempo al sol es imprescindible. 


En las piscinas, también debemos seguir algunas recomendaciones para disfrutar, con seguridad, de momentos únicos y de relax. Hay que tener mucho ojo en las cercanías de las piscinas, puede haber zonas resbaladizas, también debemos vigilar a los más pequeños y no hacer grandes comidas antes de darnos un baño.


Un buen plan para este período puede ser hacer una ruta o practicar senderismo. Si escoges esta opción, no olvides la importancia de llevar ropa y calzado idóneo, el móvil cargado de batería, activar el GPS y, por se acaso, mira antes qué tiempo va a hacer en la zona.